Se ha producido un error en este gadget.

miércoles, 9 de febrero de 2011

CASH-MAN-CONVERTER.

Hoy un hombre
Ha vendido una pertenencia
En un cash converter.

Mantuvo la entereza
De reconocer que aquello
Ya no era suyo.

Era una reliquia
De un tren hecho
En china SXIX
Con incrustaciones
De piedras preciosas
En sus laterales.

Estuvo esperando
En una silla roja
De plástico
Durante media hora
Para conseguir
En el mostrador
De cien míseros euros.
Una millonésima
Parte de lo que había costado
En el momento
De la compra original.

Ese es el precio real
De la vergüenza
Y de la necesidad

Salió cabizbajo
De la tienda de compraventa
Y se dirigió a un bar.
Se sentó en un bar
Y pidió un combinado
Y se lo sirvió una camarera
Que por una razón
Desconocida
Había llorado desoladamente.

Dio un sorbo
Con una mirada atenta.
Sonaba un blues.
Se sintió realmente
Aliviado.

No hay comentarios:

Publicar un comentario